Es más rentable cotizar para la pensión que invertir en vivienda